viernes, 16 de septiembre de 2011

TARTA ORDENADOR PORTATIL


Hola chic@s, quiero mostraros la tarta que he hecho esta semana... me la encargaron los compañeros para la despedida de mi jefe.
La tarta ha sorprendido a más de uno y me comentan que es una de mis mejores creaciones... yo no creo que sea para tanto, y pienso que hay tartas que me han quedado mejor, y más trabajosas.... La verdad es que en conjunto no ha quedado mal del todo y estoy satisfecha del resultado.
Le doy gracias a mi hija por ayudarme a realizar esta tarta, pues tenía muy poco tiempo para hacerla y ella me echó una manita.

El ordenador está hecho de brownie de nueces y galleta y luego relleno de ganache de chocolate. Las teclas son pastillas de chocolate recortadas a la medida deseada (trabajo que realizó mi hija, que tiene una paciencia...)
La pantalla es de galleta de mantequilla y canela y después forrada de fondant y chocolate. El retrato está pintado con colorante y pincel muy fino. Los iconos son de fondant y en el reflejo el nombre de la persona a la que va dedicada la tarta.

El ratón y la agenda también son de brownie y recortados según las necesidades... luego los forré de pasta de chocolate (pronto os daré la receta), pinté dorado las partes correspondientes del bolígrafo e hice un churrito para simular el cable del ratón.

La base es de corcho y la forré de papel metalizado dorado. Coloqué todos los brownies y después de pintar el retrato en la pantalla la clavé en la base mediante unos palillos que le había colocado previamente. Después le puse otros palitos de brocheta escondidos con pajitas negras, para sujetar mejor la pantalla y que no se me rompiera durante el traslado.

La tarta la llevé al trabajo y desde allí mi amigo y compañero Carlos me hizo el favor de llevarla al restaurante dónde después iríamos a comer, invitados por mi jefe, como signo de agradecimiento por el trabajo realizado durante estos años. Muchas gracias desde aquí por el detalle.

Nos os podéis imaginar la cara de sorpresa cuando vio la tarta, sobre todo cuando se vio plasmado en ella, os dejo foto. Fue digna de ver. A mi eso es lo que me gusta y como le he dicho a él, solo por eso merece la pena el trabajo realizado


 
Este trabajo no está pagado con dinero, porque si tuviesemos que cobrar las horas que nos lleva hacer una tarta de estas, no las podríamos vender, pero ver la satisfacción, la emoción y las sonrisas en esas caras vale como compensación por las horas dedicadas a ello..




4 comentarios:

Aprendiz de repostera dijo...

¡Impresionante! No me extraña que se quedaran alucinados con la tarta porque no es para menos! Qué trabajazooooo!

Anónimo dijo...

te pasaste esta de lujo

Anónimo dijo...

Hola! Me ha parecido super original y quiero hacer una pero ¿Como has unido la base a la pantalla?? No se me ocurre la manera de hacerlo sin que se desplome =)

ART&SUGAR dijo...

Perdona la tardanza en responder. No se si ya llegaré a tiempo o no....
Para sujetar la pantalla al resto lo hice con brochetas de pinchos... de esos de madera y pinchando en la base de la tarta que era de corcho blanco. Espero te sirva de ayuda a ti o a cualquier persona que le interese...

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...